El Palacio de Versalles

El Palacio de Versalles

El Palacio de Versalles fue declarado patrimonio de la humanidad, es uno de los más conocidos y visitados ,te aseguro que con razón, porque es bellísimo. Allí estuvieron desde Luís XIII, María Antonieta, Napoleón y Josefina, por allí pasó la historia.

Tiene 800 hectáreas de hermosos jardines, miles de obras de arte y la historia del pueblo francés entre sus paredes, te tomará todo el día recorrerlo.

El palacio está cerrado los días lunes, y abre los demás días de 9 hs a 17:30hs. La entrada sale 20 euros, los menores no abonan e incluye  la visita al gran y petit trianon, aunque para llegar a ellos hay un pequeño bus que conviene abonar aparte porque se encuentran muy lejos del palacio principal.

Para llegar desde París, debes tomar la línea C de RER  que conecta el centro de la capital con la estación de Versailles Château ,Rive Gauche en unos 40  minutos llegas sin problemas, desde allí caminas unos 10 minutos más, hasta la entrada al palacio.

 

La gran puerta de Versalles
La capilla de Versalles
Los jardines de Versalles
La habitación de María Antonieta
El arte de Versalles
Obras de arte de Versalles
Versalles
El gran Trianón

Un poco de su historia

Sus orígenes se remontan al año 1623, cuando el padre de Luís XIII lo llevaba allí a cazar, fue recién Luís XIV, el rey sol, el que lo convirtió en su residencia oficial y así se transformó en el Palacio de Versalles, en el reinado de Luís XVI y Marpia Antonieta alcanzó su máximo esplendor . El rey utilizaba El Gran Trianón, para mantenerse tranquilo y alejado de la locura del palacio y por supuesto para encontrarse con sus amantes. María Antonieta  mandó a edificar una pequeña aldea en 1782 por las mismas razones que el rey.

El palacio fue debastado a causa de la revolución francesa, cuando los monarcas fueron encarselados en París, para cuando llegó Napoleón, no estaba en condiciones entonces decidió ocupar el Gran Trianón hasta la restauración del palacio.

En Versalles se firmó el armisticio de la primera guerra mundial y hoy en día se celebran recepciones de estado.

El Palacio alberga más de 60 mil obras de arte, caminas por cada sala tratando de no perderte nada ya que los techos son maravillosos. Las camas, cortas y cubiertas, los colores fuertes,  la decoración barroca, y el detalle de que en un lugar con 2300 habitaciones no hay ni un solo toallette.

 

Los jardines de Versalles

Los jardines

Para visitar los jardines no tienes que abonar entrada, puedes encontrar grandes fuentes, algunas de aguas danzantes, estatuas, flores, plantas y árboles que cubren 800 hectáreas.

Hay personas que los recorren en bicicleta, se alquilan coches eléctricos y hay espacios recorridos por los lugareños para correr.

Los bellos jardines de Versalles
Los jardines de Versalles

El salón de los espejos

Cuentan que Luis XIV quería impresionar a sus visitantes con esta Galería de los Espejos y creo que lo ha logrado, con sus 357 espejos en sus 73 metros de largo, significaba lujo y la posibilidad de las personas que asistían de verse de cuerpo entero porque hasta ese momento solo existían espejos pequeños. Allí se celebró el casamiento de María Antonieta y también se firmó el Tratado de Versalles.

El salón de los espejos
el hermoso salon de los espejos
Dedica un día para visitarlo, caminar por sus jardines y conocer su historia
Andrea Bruno
Travel Blogger

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responsable: Responsable de la web.

Finalidad: Moderar los comentarios.

Legitimación: Tu consentimiento.

Destinatarios: Esta web está alojada en Datawebhosting

Derechos: Acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos.